notification icon

Recibe alertas de lo último en Guadalajara

✓Totalmente GRATIS
✓Sin registrarte
✓Date de baja en cualquier momento

ENSA fabricará otros 10 contenedores para CN Trillo

Para garantizar la continuidad operación de las centrales en explotación, Trillo hasta 2035. 
 
cntrillocontrolSala de control de la CN Trillo./Archivo.

 El Consejo de Ministros ha autorizado a la Empresa Nacional de Residuos Radiactivos, S.A., S.M.E. (Enresa) la celebración de dos contratos para la fabricación y suministro de contenedores para el almacenamiento en seco del combustible gastado de las centrales nucleares de Almaraz (Cáceres), Trillo (Guadalajara) y Santa María de Garoña (Burgos), esta última paralizada y pendiente de desmantelamiento. Los dos contratos se adjudicarán a la empresa española Equipos Nucleares, S.A., S.M.E. (ENSA), que resultó adjudicataria de los primeros contenedores para las tres centrales.

En las centrales nucleares, después de las recargas, el combustible gastado extraído del reactor se almacena en piscinas que se encuentran ubicadas en el interior de las mismas. Para garantizar la continuidad operación de las centrales en explotación, cuando la capacidad de las piscinas se acerca a su saturación, o para permitir el desmantelamiento de una central, cuando ésta ha cesado su explotación, el combustible gastado se introduce en contenedores y se deposita en un almacén temporal individualizado (ATI) construido en la propia central. El acuerdo de Consejo de Ministros autoriza la adquisición de dichos contenedores, que en el caso de Trillo ya venían siendo suministrados por la española ENSA, con sede en Santander.

El primero de los contratos autorizados tiene como objeto suministrar un total de 24 contenedores: 14 para la central de Almaraz y 10 para la de Trillo. El valor estimado del contrato es de 85.138.800 € y el plazo de ejecución 5 años, iniciándose la entrega en 2022. Los contenedores son del mismo tipo que los 10 que fueron adquiridos por Enresa en 2015 y que han sido autorizados por el Ministerio, previo informe del Consejo de Seguridad Nuclear (CSN).

El segundo contrato tiene como objeto suministrar 44 contenedores para el almacenamiento del combustible gastado de la central nuclear de Garoña. El valor estimado del contrato es de 127.600.000 €, el plazo de ejecución 5 años, y las primeras unidades se suministrarán en 2023. Los contenedores son del mismo tipo que los 5 que fueron adquiridos por Enresa en 2012 y que han sido autorizados por el Ministerio previo informe del CSN.

Trillo en el año 2035.

Las necesidades de contenedores se han planificado teniendo en cuenta lo previsto en el borrador de Plan Nacional Integrado de Energía y Clima (PNIEC), y el Protocolo firmado en lo relativo a las fechas de cese de la operación de cada uno de los reactores, que en el caso de Almaraz se ha fijado en el año 2027 para la unidad 1 y en 2028 para la unidad 2, y en el caso de Trillo en el año 2035. En el caso de Garoña, Enresa y el titular de la central, Nuclenor, trabajan para planificar y acometer su desmantelamiento a la mayor brevedad posible.

Las compras de los contenedores se realizarán con cargo al Fondo para la financiación de las actividades del Plan General de Residuos Radiactivos (PGRR), que está en periodo de revisión por lo que se desconoce si se mantendrá como solución el Almacenamiento Temporal Centralizado (ATC) del combustible gastado que se guarda en estos contenedores, una vez que el gobierno ha paralizado Villar de Cañas, o si se opta por mantenerlos en los recintos de las centrales nucleares.

AMAC quiere negociar el 7º Plan General de Residuos Radiactivos

En ese sentido, la Asociación de Municipios en Áreas de Centrales Nucleares (AMAC) ha mostrado su disposición para consensuar, junto con Enresa, Empresa Nacional de Residuos Radiactivos, y el Gobierno central, el 7º Plan General de Residuos Radiactivos (PGRR), teniendo en cuenta los intereses de todos los miembros de dicho colectivo.

Desde AMAC, y tras conocerse que Enresa ha presentado en la Secretaría de Estado de Energía el borrador del 7º PGRR, insisten en la necesidad de “contar con todos los afectados para conseguir el mayor grado de consenso posible” en el texto definitivo que garantice la consecución de los objetivos marcados.

Dicho plan fija la estrategia para la gestión de los de residuos radiactivos que se generan en España y también incluye una hoja de ruta para los desmantelamientos de las centrales nucleares que finalicen su operación.

Por todo ello, una vez se supere la situación excepcional que atraviesa nuestro país derivada de la crisis del coronavirus, la Asociación de Municipios en Áreas de Centrales Nucleares tiene previsto reunirse con Enresa para realizar sus propuestas y aportaciones al borrador recién presentado al Ministerio de Transición Ecológica.

En este sentido, desde esta Asociación informan de que estudiarán con detenimiento dicho borrador y confían en que tanto la Empresa Nacional de Residuos Radiactivos como el Gobierno central tendrán en consideración la postura de los miembros de AMAC, como principales interesados de las acciones recogidas en dicho plan y sus efectos a futuro.

Notificaciones

¿Quieres desactivar las notificationes? Dejarás de recibir la última hora de Guadalajara.

Este sitio web usa Cookies para mejorar y optimizar la experiencia del usuario. Al utilizar nuestros servicios, aceptas el uso que hacemos de las cookies. Ver política