Sigüenza recicló en 2017 doce toneladas de ropa

Compartir
Han sido entregadas a Humana Fundación Pueblo para Pueblo

Contenedor RopaContenedor de ropa usada en Sigüenza

La ciudad de Sigüenza ha recuperado 12.064 kg de textil usado en los seis contenedores que, en colaboración con Humana Fundación Pueblo para Pueblo, el Ayuntamiento tiene instalados al efecto tiene en otros tantos puntos de recogida en la ciudad. Cada kilo de ropa que se reutiliza y no es incinerado evita la emisión de 3,169 kg de CO2, según datos de la Comisión Europea. Así, las 12 toneladas recogidas en 2017 en la ciudad de Sigüenza representan un ahorro de 38 toneladas de CO2 a la atmósfera.

Las donaciones de ropa de 2017 representan un aumento del 9,19% respecto al año 2016 (11.049 kg) y confirman el interés de la ciudadanía seguntina hacia un modelo de gestión del residuo textil con finalidad social. "La recogida de textil ha crecido casi un 10% con respecto a las buenas cifras que ya tuvo en 2016, por lo que estamos doblemente satisfechos, por los fines medioambientales y por los sociales que tiene la acción, y orgullosos de la colaboración ciudadana. Además, les agradecemos también la sensibilidad social que han mostrado con Sigüenza, cediendo ropa reutilizada a las personas que lo han necesitado en la cercanía”, afirma Charo Toro, concejal de Bienestar Social.

Una segunda vida

Como el resto, las prendas depositadas en los contenedores seguntinos de Humana tienen dos destinos: alrededor del 60% se trata en las plantas preparación para la reutilización de la Fundación (tres: en Madrid, Barcelona y Granada) y el resto se vende a empresas de reutilización y reciclaje.

Las prendas tratadas tienen los siguientes destinos:
• El 62% se prepara para la reutilización: el 13% se destina a las tiendas secondhand de Humana en España y el 49% se exporta, principalmente a África, para ser vendido a precios de mercado para generar recursos para la cooperación al desarrollo.
• El 28% se encuentra en un estado que no permite su reutilización por lo que se vende a empresas de reciclaje textil para que elaboren otros productos como mantas, aislantes o trapos para la industria de automoción.
• El 6% se destina a valorización energética.
• El 4% se envía a un centro de tratamiento de residuos para su disposición final: son productos que no se pueden reutilizar, ni reciclar ni valorizar energéticamente.

 

Este sitio web usa Cookies para mejorar y optimizar la experiencia del usuario. Al utilizar nuestros servicios, aceptas el uso que hacemos de las cookies. Ver política